lunes, 27 de junio de 2016

Finestrat subida al Puig Campana por Sendero PR-CV 289

Mapa de la ruta



Powered by Wikiloc

Comentario

Una de esas rutas que tenía ganas de hacer. Viendo esta montaña tan altiva, que te invita a que disfrutes desde su cima. Es la segunda montaña más alta de Alicante. La verdad que Alicante me sorprendió, al ser la provincia más montañosa de España y así lo es. La ruta es dura, tanto por el desnivel que se alcanza en pocos kilómetros, como el tipo de terreno por el que se pisa, sobre todo en el regreso.




La ruta la comenzamos en el aparcamiento que hay junto a la Font del Moli en Finestrat.Tendrás que subir a lo alto del pueblo. Comienzo muy temprano sobre las 7 de la mañana. Una vez allí, verás un panel informativo de las rutas que se pueden realizar en la zona, que son varias. En nuestro caso vamos a seguir la senda PR-CV 289, que se encuentra muy bien señalizada, con marcas amarillas, blancas y postes informativos en los cruces. Gracias por vuestra ayuda.




Subimos por una pista asfaltada, veremos en una curva hacia la izquierda, los paneles de la senda por la que volveremos a nuestro regreso. Continuamos un poco más, y tras cruzar un puente sobre un canal de riego. En este punto abandonaremos la pista asfaltada de frente. Vemos un cruce de sendas, la nuestra está a la izquierda. De frente vemos señalizado, una senda que sube directamente a la cima por la Pedrera, también llamado el Kilómetro Vertical. Hay un poste informativo indicando. Yo en mi caso decidí hacer la senda que te da toda la vuelta a la Montaña, para subir por la parte trasera, más cómoda, y puedes ir disfrutando de las vistas.




Comienzo a ganar altitud despacio y con comodidad. Llegó a un poste informativo que indica Volador. Prosigo y junto al camino me encuentro con un pequeño refugio libre, en una cueva. Un lugar a tener en cuenta en caso de Tormenta. Entró en una zona de pinar donde veo un refugio, llamado José M. Vera. Al menos ya hemos visto dos lugares donde refugiarnos. Porque en la provincia de donde procedo Madrid, brillan por su ausencia.




Ahora la senda, se torna mucho más cómoda y ancha. Seguimos subiendo hasta encontrarnos en el Coll de Pouet. Un cruce de sendas, como la PR-CV 13 y 17. Que recorren parte de nuestro camino hasta este punto, desde el aparcamiento. Nosotros nos desviamos a la derecha, por el sendero que asciende. Hay también un cartel informativo de Senda Ecológica de Puig Campana. 




Nos encontramos con el desvío a la derecha, que nos subirá a la cima. El que vemos a nuestra izquierda es el que tomaremos a la bajada hacia la Font de Moli. A partir de aquí comienza la dureza, pasaremos por varios paneles informativos. Vemos un panel informativo, que a la izquierda nos llevaría hacia Pou de Neu del Siglo XVIII. Se trata de aquellos pozos, que antaño se aprovechaban para el almacenamiento de la nieve. Ya solo quedan muy pocos por la Sierra de Aitana. Yo lo deje, para otra ocasión. 




Prosigo por mi senda hacia la cima. Ahora tenemos ante nosotros, la parte con más desnivel a salvar. Se trata del Bancal del Moro. Iremos subiendo lentamente, cuidado con los resbalones. A veces tendrás que ir agarrandote a alguna roca, pero se hace con facilidad. Los bastones los guarde porque molestan para la subida.




Al fin y tras poner las piernas y el corazón a prueba llegamos a un collado. Aquí vemos un poste informativo, que nos indica que estamos a 900 metros de la cima. También vemos el sendero que sube por la Pedrera, una ruta muy dura, pues casi que avanzas mas para tras que para delante. Nos vamos hacia la izquierda, para terminar esos 900 metros. 




Ahora comenzamos a disfrutar de las bellezas que nos ofrece esta montaña. De frente tenemos ya el Mar Mediterráneo y a nuestros pies la ciudad de Benidorm. Se ven a lo lejos a la izquierda la Sierra de Bernia que subí en esta ruta (Sierra de Bernia Circular PR-CV 7 con subida a su cima paso por el Forat de Bernia). El Peñón de Ifach, el Monte Toix. 




De frente entre Altea y Benidorm Sierra Gelada, una verdadera sierra que termina con tus piernas. Detrás de mí está la Sierra Aitana, la montaña más alta de Alicante, donde se pueden ver antenas militares. Espero en un futuro subir a esa cumbre. Al fin en lo alto de Puig Campana, me quedo un buen rato a disfrutar de las vistas, que son realmente espectaculares. Hay un pequeño libro junto al vértice geodésico, donde puedes dejar tus pensamientos. Dejo unas palabras escritas, almuerzo pues he gastado muchisimo y me queda aun bastante, sin saber como sería la bajada. 







Con todo mi pesar, tengo que bajar, para que no se me haga muy tarde y no encuentre con todo el solinero. Ahora toca descender con cuidado por el Bancal del Moro. La arena suelta, intenta darme un resbalón aguanto el zafarrancho. 




Al fín deshago lo subido hasta que llego al punto, donde nos desviamos hacia la cima. En el poste informativo nos indica 6,1 km a la Font del Moli. Y a escasos 400 metros la Fuente de Solsida.
Cuando llegamos estaba completamente seca. No es buena época para pensar en llenar la cantimplora. Así que hay que llevar suficiente agua para hacer la ruta completa. No tendremos ninguna en el camino, únicamente al inicio de la ruta.




Encontramos otro poste informativo, que nos indica un senda hacia la Cueva del Cremat y hacia La Font del Moli 4.1 km. El piso en todo este trayecto se hace muy duro. Parece que estás andando sobre un campo de lava. La distancia se hace interminable. Al fondo se ve Benidorm, cada vez más cerca. 



El sol cae de justicia, entramos en una zona un poco arbolada, intento buscar cada sombra, para aliviar el calor. Me encuentro otro poste informativo que indica una senda hacia el refugio del Tío Fraire y la Font del Moli 2,1 km.




Continuamos de frente, la pendiente de bajada no ceja en su empeño de forzar las rodillas. Pienso que cada vez me queda menos, pero cuando leo cada poste, veo lo poco que he avanzado. Los pies los tengo ya muy dañados. Noto que se me estan formando pequeñas ampollas, y cada golpe en las piedras me hace pupa. Al fin la senda conecta con una pista asfaltada. Veo que ya solo me queda 1 km, paso por encima de un puente sobre el viaducto de agua, que va vacio ahora. Un poco más de bajada y conecto con la pista asfaltada que encontramos al inicio de la ruta, como cruce de ida y vuelta. Ya unos metros y terminamos. La verdad que las vistas son increíbles, pero el esfuerzo que te va a exigir también lo será. Disfrutad de la ruta.





Época recomendada: Primavera, Verano, Otoño, Invierno.



Transporte: En vehículo privado, hasta el aparcamiento de la Font del Moli en Finestrat. 


Galería de fotos








Vídeo de la ruta







Nivel de dificultad:  Muy dura

Distancia:  16,1 km
Desnivel + 1.187 metros    Desnivel -  1.135 metros
Tiempo total:  5h 45'
Tiempo en movimiento:  4h 46'
Tiempo parado:  58' 
Velocidad media total:  2,81 km/h
Velocidad media en movimiento:  3,39 km/h
Ritmo medio total por km:  21:55 min/km
Ritmo medio en movimiento por km:  16:50 min/k
Índice IBP Index:  102        Informe





Descargar Track ruta GPX aquí

jueves, 16 de junio de 2016

Soto del Real Hueco de San Blas, subiendo al Mirador de la Buitrera

Mapa de la ruta



Powered by Wikiloc

Comentario

Esta mañana nuestra intención era hacer la Cuerda Larga. Subimos temprano, pero para nuestra sorpresa. Nos dimos de lleno con una tormenta, caída brusca de temperaturas y comenzaba a nevar. Y ya estábamos rozando el verano.  Nos reunimos dentro del coche para decidir, un nuevo destino. Se propuso visitar la zona del Hueco de San Blas en Soto del Real. Así que nos pusimos en marcha para nuestro nuevo destino, Frank, Carmelo, Román y el que escribe. Es un lugar que siempre tuve ganas de volver, desde hace muchos años. 



Al fondo amenazaba lluvia, aunque el Arco Iris, nos daría buena suerte. Partimos junto al embalse de los Palancares, donde llegamos por una pista desde Soto del Real. Lo rodeamos por la parte superior. El primer desvío a nuestra derecha, será por donde volvamos. Seguimos caminando por buen camino hasta el siguiente desvío hacia la derecha que hace curva. Llegamos al Arroyo del Mediano, el cual lo cruzamos por un puente. 







Una vez cruzado, continuamos la leve subida hasta una barrera. La pasamos y vemos un cartel anunciando la entrada en el Hueco de San Blas. Nada más pasar nos vamos a ir por un pequeño sendero que sale a nuestra izquierda y que con fuerte pendiente nos llevará hasta el Mirador de la Buitrera.




Un lugar con unas vistas excepcionales. Llegábamos cansados de tanta subida, pero al ver el lugar, se nos quitó el cansancio. Paramos un buen rato, almorzamos un poco y nos hicimos un montón de fotografías. 







Después de disfrutar de lo lindo del lugar, y sin tener ganas de irnos. Tomamos una pista forestal, que le llaman la Pista Alta. Ahora vamos a ir recorriendo a buena altura y con unas vistas maravillosas el Hueco de San Blas. Me fijo, en varias sendas que me salen a la pista, con el objetivo de planear otra ruta por el lugar.
Llegamos a una especie de depósito, donde hay una fuente que proviene del arroyo del Mediano. Un poco más adelante, vemos otra fuente mucho más antigua. 




Pasamos por una especie de merendero con mesas y techado. Un poco más abajo, enlazamos con la pista baja y con un monolito de entrada al Parque Nacional del Guadarrama. Pasamos un paso canadiense y continuamos.




Al llegar a una casa derruida, que solo quedan las paredes, hay que desviarse por un hueco en el muro a la derecha. A partir iremos por Prado Montero, es una verdadera pradera. Es una bonita zona, toda llena de flores. Vemos a algunos caballos disfrutando del lugar.



Ya casi hemos terminado, este sendero se nos une a la pista por la que partimos. Al fondo se ve el embalse de Santillana y a nuestros pies el de los Palancares. Llegamos hasta el coche y terminamos nuestra aventura. Disfrutad de la ruta. 


Época recomendada: Primavera, Otoño, Invierno.



Transporte: Hay que acercarse desde Soto del Real en coche, por pista hasta el Embalse de Los Palancares. 


Galería de fotos








Vídeo de la ruta








Nivel de dificultad:  Media

Distancia:  14,4 km
Desnivel +   517 metros  Desnivel -   540 metros
Tiempo total:  5h 06'
Tiempo en movimiento: 3h 52'
Tiempo parado:  1h 14'
Velocidad media total:  2,82 km/h
Velocidad media en movimiento:  3,72 km/h
Ritmo medio total por km:  21:37 min/km
Ritmo medio en movimiento por km:  14:21 min/km
Índice IBP Index:  59     Informe





Descargar Track ruta GPX aquí

domingo, 12 de junio de 2016

San Mamés Cascada de San Mamés

Mapa de la ruta



Powered by Wikiloc

Comentario

Una bonita ruta, para pasar una mañana en el Valle del Lozoya. Veremos la cascada más alta de Madrid, con alrededor de 30 metros. El paseo es cómodo por pista hasta llegar a las cercanías de la Cascada, luego se convierte en un sendero con un terreno algo peor. Se puede realizar con niños. Eso sí, llegando a la Cascada, cuidado con la piedra, que puede resbalar si se encuentra húmeda.





Salimos desde el pequeño pueblo de San Mamés, en el Valle del Lozoya. Al cual también podemos acceder en transporte público. Salimos por una de las calles, hay una llamada del Chorro, en la que hay un poste de madera con flecha roja. La vimos a la vuelta, aunque nosotros tomamos una paralela, La Calleja de la Fuente, a la derecha del ayuntamiento. Pasamos junto a una pequeña fuente Celta, tipo manantial. Se encuentra en la pared, bajo una piedra. 


Después de un bonito paseo entre arboleda, llegamos a un cruce. Vemos a la izquierda una quesera de fabricación artesanal. Proseguimos de frente, ahora ya por una buena pista. Nos encontramos que nos viene por la derecha la Cañada de la Cárcaba. En esta zona, tenemos un bonito mirador, podemos ver toda la Sierra de la Cabrera, el Mondalindo, delante de nosotros. 








Seguimos subiendo por la pista forestal, disfrutando del colorido de la primavera ya avanzada. Los cantuesos en flor y las margaritas adornan las praderas. Al fondo según vamos avanzando, se va viendo el pequeño cañón que forma el arroyo del Chorro. 








Llegamos al pinar, se encuentra delante la Casa del Leñador. Hoy en día cerrada, porque no sabemos cuidar de lo nuestro. Yo recuerdo hace mucho tiempo haber estado dentro de ella. Ahora nuestro paseo vamos a estar en sombra. Se escucha el sonido del agua a nuestra izquierda y el cantar de los pájaros. Nos encontramos una fuente a nuestra derecha. A los pocos metros la pista forestal hace una curva hacia la derecha. Vemos un monolito del Parque Nacional de Guadarrama. En este punto, seguimos de frente por un pequeño sendero muy agradable. 


 

A unos 200 metros a la izquierda vemos como sube un pequeño sendero que se nos une. Por este sendero hice yo hace tiempo, una ruta hacia la Cascada, viniendo desde Navarredonda (Navarredonda a la cascada de San Mamés y Quesería) . A partir de aquí,  el sendero se irá haciendo más estrecho y con el firme un poco mas irregular. Cruzamos un pequeño arroyo, existe unos palos o bien por unas piedras.  Ya tenemos al fín la imponente Cascada, lo malo que hemos llegado avanzada la primavera y no hay mucha agua. Aun así es un espectaculo y un bonito lugar donde disfrutar de una buena parada. 







Antes de llegar a la Cascada, también, hay un pequeño mirador, desde donde podéis ver toda la cascada al completo. Estando aquí, sube un poco por un pequeño sendero al lado de la Cascada, para subir a su parte alta y explorarlo, para una próxima ruta que venga por él. Ahora el camino de vuelta lo haremos por el mismo camino por el que subimos, disfrutando según vamos bajando de las vistas de los embalses del Valle del Lozoya y de las montañas de que lo rodean. Disfrutad de la ruta.






Época recomendada: Primavera, Verano, Otoño, Invierno,



Transporte: Podemos llegar en el autobús 195 y 195A.


Galería de fotos








Vídeo de la ruta








Nivel de dificultad:  Fácil

Distancia:  9,2 km
Desnivel +  433 metros     Desnivel -  433 metros
Tiempo total:  4h 41'
Tiempo en movimiento:  3h 
Tiempo parado:  1h 41'
Velocidad media total:  1,96 km/h
Velocidad media en movimiento:  3,07 km/h
Ritmo medio total por km:  30:55 min/km
Ritmo medio en movimiento por km:  17:15 min/km
Índice IBP Index:  47   Informe IBP 





Descargar Track ruta GPX aquí

miércoles, 8 de junio de 2016

Villavieja del Lozoya al Puerto de Linera, pasando por Cascadas de Lituero y Cancho del Aguila

Mapa de la ruta



Powered by Wikiloc

Comentario


Una ruta saliendo desde el pueblo de Villavieja de Lozoya. Nos permitirá ver varios sitios interesantes, a la vez que subimos al Puerto de Linera, en la cuerda de Somosierra. Como las Cascadas de Lituero y el Cancho del Águila.  Seguiremos en un principio, sendas marcadas, y algo de terreno no balizado, De ahí viene la consideración de difícil en su dificultad. 

Salimos desde la plaza del ayuntamiento Roman y yo, bien temprano, pues se anunciaba bastante calor para este día. Sobre las 8:30 comenzamos a caminar, Salimos del pueblo y tomamos la carretera en dirección a Buitrago y a escasos metros nos apartamos por un camino a la izquierda. Al principio de este, vemos un panel informativo con las distintas rutas balizadas que dispone el ayuntamiento. Nosotros vamos a transitar por varias de ellas que nos servirán de apoyo en nuestro caminar. Veremos muchos paneles informativos, que nos ayudaran a comprender las historias del lugar. Vamos a tomar en principio la ruta del Puerto de Linera,  y nada más comenzar, a la derecha esta La Poza y reguera del Caz. Donde antes venia la gente del pueblo a bañarse. 

Pasamos los Pontones, donde venia la gente de romería. Llegamos a una puerta que cruzamos y nada más pasar, nos desviamos a la izquierda. Nos encontramos con la Colada de Las Solanas, delimitada por dos muros de piedra. En este punto, nos abandona por la izquierda la ruta de Vuelta a la Reguera. El sendero se nota que no esta muy pisado, salvo por las vacas. Noto que aún hay bastante humedad, por este lugar al comienzo de la primavera, sería bastante penoso su paso. Pues te enterrarías en barro. Ahora se pasa bien, a excepción de los huecos dejados por las huellas de las vacas. Los campos están inundados de flores, el cantueso con su color morado nos inunda a su vez con su olor. 


Nos encontramos, la Piedra de los Mil Hombres, engullida en el muro. Dicen la leyenda, que subieron mil hombres, para subirla desde el río, en este lugar. 






Entramos en el pinar, tras vadear un arroyo, en este punto nada más pasar, vemos como la ruta del Puerto Linera, esta marcada por color verde en los arboles. Esta te llevaría directamente hacia allí. Nosotros en cambio, decidimos ir hacia la Cascada de Lituero, siguiendo la Colada de Las Solanas. Fijaros que se encuentra delimitada por dos muros de piedra, Hoy en día, esta totalmente invadida por los pinos de repoblación. Habrá un momento, que habrá que seguir casi por intuición, pues a veces damos con un mínimo senderillo. Hasta que al fin, salimos del pinar y nos encontramos de frente con una pared rocosa La Atalaya.






En esta zona, vemos una serie de hitos de piedra, que nos ayudaran a rodear la Atalaya por el mejor sitio. MUCHAS GRACIAS POR VUESTRA AYUDA.  Una vez arriba de la Atalaya, tras 2 horas y 15 minutos, decidimos que es un buen lugar con bonitas vistas para almorzar. Hacemos un buen descanso, pues aún nos queda mucho por andar. Terminamos y seguimos los hitos para por un pequeño sendero. Llegar a la Joya de la ruta, una preciosa cascada llamada de los Litueros. dan ganas de darse un chapuzón, Aunque me imagino que el agua tiene que estar  que pela.





Después de recrearnos un buen rato, con tan maravilloso espectáculo, retomamos un poco el sendero. Ahora lo continuamos siguiéndolo hacia su nacimiento. Tendremos que vadear el arroyo en dos ocasiones. La primera vez que lo hacemos, caminaremos por su margen derecha. Llego a un punto, donde esta marcado un waypont (alternativa a cascadas). Donde me doy cuenta que viene un sendero por mi izquierda. Yo sin darme cuenta continuo bajando y siguiendo el arroyo. Que me hará volver a vadearlo, para luego subir un poco hasta conectar con una pista forestal. Aquí viene mi sorpresa, me doy cuenta que he dado un rodeo para llegar al mismo sitio donde hubiese ido, si hubiera seguido el sendero de la alternativa a la izquierda. Hubiera llegado a la misma pista y ahorrado unos metros. Pero bueno todo esto lo se a toro pasado, como se suele decir, por si alguien quiere atajar un poco puede ir por ahí. Justo donde hubiésemos llegado, se encuentra un cruce de caminos. 

En este punto nos volvemos a encontrar con la ruta balizada al Puerto de Linera, hacia la derecha. Comienza una larga y dura subida de unos 3 km hasta el puerto. El porcentaje medio de subida es del %. La subida se hace dura, pues hoy era un día de alerta por calor, el subir se hace penoso, parece que estás en un horno metido. Roman, se va quedando un poco atrás, llevando su propio ritmo de subida, de vez en cuando hecho una mirada atrás, por si va todo bien. Curva tras curva, deseo ver el final de esta cuesta que nos va a subir desde los metros, a los metros de altitud. Al fin conecto con la Horizontal, una pista que cruza toda la parte alta de este cuerda de montañas. Viene desde el Puerto de Somosierra y termina en el Puerto de Navafría, es bastante llana. Tiene una longitud de unos 50 km. Si la hiciéramos por las cumbres unos 30 km. Ahora tomamos unos metros esta Horizontal y nos desviamos a la derecha para subir al Puerto de Linera, nos ha llevado casi 4 h y 30 minutos. Uffff que alivio al fin, da gusto llegar y descansar las piernas. Estamos rodeados de praderas, donde pasta tranquilamente el ganado. Hay una valla que delimita Madrid de Segovia. Pasamos al otro lado, y en una zona rocosa. paramos a disfrutar con los prismáticos del entorno. Corre una pequeña brisa que es bien agradecida. Tomamos agua y algún reconstituyente. Desde este lugar se ve toda la meseta Castellana, hasta la zona de Pinares. Y Hacia el lado de Madrid, se divisa la silueta de La Cabrera, y los diversos embalses que va formando el río Lozoya. Dan ganas de quedarse un buen rato en este lugar, inundados de flores de montaña que hacen mi delicia, y no paro de fotografiarlas.







Abandonamos el Puerto de Linera, subiendo por nuestra izquierda en la ladera Segoviana, hacia la Peñota con 1917 metros, máxima altura  de nuestra ruta. Vemos los restos de un antiguo corral para el ganado. Las vistas son preciosas, vemos a nuestra derecha el cordal, que se dirige hacia Navafría, dan ganas de seguir por él.





Ahora toca bajar todo lo subido y realmente en serio. Tomaremos un cortafuegos a nuestra izquierda para perder altura hasta los 1460 metros. Con lo que vamos a bajar 457 metros en 1,8 km de bajada dura, con desniveles del 35%, Las piernas a medio camino, comienzan a resentirse del esfuerzo de ir frenando. Se ve a lo lejos que aún nos queda por bajar un buen rato, A los pocos metros de comenzar a descender nos encontramos con una pareja de senderistas, con los que hablamos un rato. Intentamos ir bajando haciendo eses, para no sobrecargar mucho las rodillas, que yo por cierto andan en recuperación.





Al fin llegamos a una pista forestal, vemos a unos 50 metros mas abajo otra. Nosotros tomaremos esta primera a la derecha. Antes nos pondremos a estirar un poco las piernas, que han llegado cargadas. Ahora vamos cómodamente por esta pista forestal. Me doy cuenta, de que, ya no me queda nada de agua. Me he bebido unos 3 litros de agua. Así que urgentemente necesitamos reponer el liquido elemento. Escuchamos el rugir del agua, muy próximo a nosotros. El arroyo hace una especie de cascadas, El Agua esta muy limpia, llenamos las cantimploras  y continuamos. en una curva cerrada a la izquierda hay otro arroyo y vemos una especie de represa. Esta zona se lama la Ladera del Duque, y en frente de nosotros tenemos el Cancho del Águila. Le comento a Román, como ves el tema de subir hasta allí. Que no hay problema, hemos venido a subirlo y disfrutar. Pues ni cortos ni perezosos, intentamos descubrir algún pequeño sendero que nos ayude a ganar altura. En la primera parte no damos con él, y subimos como podemos, hasta encontrar algo que se parece a un sendero. Subimos unos metros por él,  y en seguida lo tenemos que abandonar para subir hacia el Cancho. Ahora el camino de subida, se convierte en una maraña o selva. Intentamos buscar el mejor camino, pero esta difícil, aunque no imposible. 

Al fin llegamos al Cancho del Águila, y la verdad que merece la pena subir. Eran ya las 15:45 y teníamos ya bastante hambre. Paramos un buen rato, el sol caía de justicia, encima de nosotros. Mientras comía y disfrutaba del lugar, le comento a Román ( que te parece si subimos la dificultad de la ruta de moderada a difícil) hubo cuorum total jajaja. Teníamos bajo nuestros pies, la pista por la que habíamos venido. Es una estupenda atalaya.





Ahora toca bajar, me proponía el compañero dar un pequeño rodeo, para evitar la bajada por el mismo sitio. Pero vimos que el mejor lugar era por donde subimos. Y sin darnos cuenta, conectamos fácilmente con el sedero que pasa por la Ladera del Duque y que nos condujo hasta la pista forestal.

Ahora retrocedimos un poco, para tomar un antiguo camino. Hoy se encuentra un poco olvidado, por la construcción de las pistas forestales, pero te ahorras distancia, el piso es mucho mejor y el paisaje no tiene nada que ver. Este camino, nos hará cruzar en varias ocasiones la pista forestal. Al fin llegamos a un antiguo puente de lajas de piedra.  Ya estamos en la pista forestal principal y siguiendo las rutas marcadas por el ayuntamiento que nos llevarán al pueblo. Tenemos que cruzar las vías del tren por un puente, y  un poco antes. Se nos incorpora por la izquierda la Ruta de la Reguera, cruzamos la urbanización de los LLanos y ya hemos casi llegado al pueblo. Deseo que disfrutéis de la ruta.


Época recomendada: Primavera, Otoño, Invierno.



Transporte: Se puede realizar en transporte público en los autobuses, 191 191-A 95 195-A.


Galería de fotos








Vídeo de la ruta








Nivel de dificultad:  Muy dura

Distancia:  23,9 km
Desnivel +  1111 metros     Desnivel -  1016 metros
Tiempo total:  9h  58'
Tiempo en movimiento:  6h 43'
Tiempo parado:  3h 14'
Velocidad media total:  2,4 km/h
Velocidad media en movimiento:  3,56 km/h
Ritmo medio total por km:
Ritmo medio en movimiento por km:
Índice IBP Index:  107   Informe IBP 





Descargar Track ruta GPX aquí

jueves, 2 de junio de 2016

126 Nucaban: La Granja de San Ildefonso a Segovia ( 8ª Etapa Camino de Santiago Complutense Alcalaíno)

Mapa de la ruta



Powered by Wikiloc


Comentario



Cumplidas quedan ya las dos etapas anteriores con subida y bajada de los puertos de La Morcuera y El Reventón respectivamente. Hoy nos disponemos a llegar a Segovia en una etapa que los ciclistas llaman de recuperación, tras haber superado dos gigantes de la sierra de Madrid.

Nos reunimos los caballeros que son hoy de la partida en las cercanías de la oficina de turismo de la villa de La Granja de San Ildefonso, recordando a los ausentes, dedicamos esta caminata a las madres en general y a las nuestras en particular, las que aún están y las que se fueron.



Seguimos sin tener noticias de alguna señal que nos indique que estamos en el buen camino para llegar a Santiago de Compostela, ganar el jubileo y rendir culto al Apóstol, suponiendo que seamos creyentes. Pero nada de nada, aunque seguiremos buscando.

Por la plaza de Isabel de Borbón y calle Alameda llegamos a la carretera de Segovia y caminamos por un lateral de tierra hasta encontrarnos con la presa del Pontón Alto en el río Eresma.



Hacemos un alto en nuestro caminar para deleitarnos con la hermosura del Sistema Central en su vertiente segoviana: El Reventón, el Macizo de Peñalara, Siete Picos, el Montón de Trigo o la Mujer Muerta entre otros, son muestra de su majestuosidad en esta hermosa mañana de primavera.

Rodeamos el embalse hasta el muro de contención para contemplar el bello espectáculo de los aliviaderos soltando agua, semejante al enorme gigante aliviando su vejiga, aunque lo que suelta es agua pulverizada pura y cristalina, para que nuestro fotógrafo Amador haga preciosas instantáneas que se pueden contemplar en nuestros archivos.





Tomamos el Camino de la Presa del Pontón Alto o Senda del Eresma y cruzamos al otro lado, (seguimos buscando las indicaciones del Camino de Santiago). Por debajo de la presa hay un puentecito por donde pasa la Cañada Real Soriana o de las Merinas, por donde en su día pasaban enormes rebaños y hoy se conserva gracias al empeño de muchos y entre ellos el grupo senderista NUCABAN. Es el GR-88.

Un ligero tentempié escuchando el ruido del agua al caer y retomamos nuestro caminar por la margen derecha del río Eresma disfrutando de una vegetación frondosa, escuchando como el agua se aleja juguetona de su cárcel, como si disfrutara de la libertad que nunca debió perder, pero que lo hizo gustosa para que los humanos puedan saciar sus sed en épocas de escasez y que tan mal se lo agradecemos.




Sin asomo de señales del Camino, seguimos confiando en que vamos bien y podamos llegar al menos a Segovia, cruzamos los arroyos del Muerto y Gamones. Paseamos por diversos pontones que hay para cruzar de margen y comprobamos que se hace piragüismo en este tramo del río por la presencia de barras verticales colgadas de cuerdas, que indican las puertas que los piragüistas deben pasar.



Encontramos una hermosa cascada al lado de las destilerías DYC por cuya puerta pasamos y continuamos camino sin entrar, ya que nuestra idea es llegar a Segovia y no quedarnos ninguno en el camino.



Desde aquí la ruta es monótona, por una carretera asfaltada que pone a prueba los pies de los andarines a pesar que no hace demasiado calor y el calzado el cómodo.

Cruzamos la SG-V-6126, carretera de Palazuelos y tomamos un tramo de camino hasta la SG-V-6122 por cuyo arcén caminaremos hasta Segovia.



Por la calle Padre Claret, dejamos a la derecha el colegio de los Cleretianos de donde salen a esta hora los chavales con una maravillosa algarabía, dando alegría a todo aquello que encuentran a su paso, incluido el acueducto, que empieza en su cercanía, se alegra de tanta animación y sus piedras muestran orgullosas su aspecto juvenil de más de dos mil años desafiando el paso del tiempo.



Seguimos buscando las señales del Camino de Santiago. El fotógrafo del grupo no se cansa de inmortalizar estos monumentos y los caballeros pasando a su lado.





Abatidos, desilusionados, con el corazón roto porque no sabemos si hemos hecho el Camino de Santiago por donde se debe o por otro alternativo, cuando despertamos del sopor y damos por cierto que estamos bien encaminados: ENCONTRAMOS UNA VIEIRA EN LA ENTRADA DE LA CALLE CERVANTES. Dimos gracias a todo el mundo especialmente a los mandamases por tanta magnanimidad y cuidado con los visitantes, aunque seamos pobres peregrinos y con semblante reflejando nuestra mejor sonrisa llegamos a la plaza Mayor por la calle Juan Bravo, insigne comunero que no comunista, aunque algunos se empeñen en lo contrario, y que dio su vida por unos ideales nobles y una causa derrotada por los poderosos, como siempre.




Con esta ruta dimos por cumplida la ilusión de unir la perla del Henares, (Alcalá), con la joya de Castilla, (Segovia).


Época recomendada: Primavera, Otoño, Invierno.



Transporte: Llegamos a Segovia en autobús y desde allí, tomamos un autobús hacia la Granja de San Ildefonso cuesta 1,40€. Salen cada 45 minutos desde la estación de autobuses de Segovia. La vuelta la hacemos en autobús a Madrid.


Galería de fotos





Video de la ruta:







Caballeros participantes: Antonio, Tomás, Miguel, Fermín, Amador, Román.

Nivel de dificultad:  Fácil

Distancia:  14, 1 km
Tiempo total:  4h 09'
Tiempo en movimiento:  3h 44'
Tiempo parado:  25'
Velocidad media total:  3,39 km/h
Velocidad media en movimiento:  3,44 km/h
Ritmo medio total por km:  17:43 min/km
Ritmo medio en movimiento por km:  13:40 min/km
Indice IBP Index:  37





Descargar Track ruta GPX aquí